El Servicio de Salud Maule ya tiene preparado su Plan de Contingencia para este fin de semana largo de semana Santa, además se entregan recomendaciones para el consumo seguro de mariscos que en estos días aumenta considerablemente.
Siempre ansiosos esperamos cada feriado del año y aunque se trate de tan solo un día intentamos aprovecharlo al máximo, este viernes 18 de abril tenemos el feriado de viernes santo. La celebración de Semana Santa, implica un alto desplazamiento de personas y vehículos, lo cual conlleva un mayor riesgo de accidentes de tránsito y distintos niveles de afectación, por otro lado es casi regla de estos días modificar los hábitos alimenticios, aumentamos el consumo de productos de mar, lo cuales no siempre son bien transportados, refrigerados y/o manipulados, transformándose en un riesgo de sufrir Enfermedades Transmitidas por Alimentos (ETA), además de esto los probables escenarios se relacionan con: Eventos con Múltiples Víctimas, Intoxicaciones Masivas por Alimentos, Accidentes de Tránsito, Atropellos e Infecciones Respiratorias Agudas entre otros.
Antes estos posibles escenarios el Servicio de Salud del Maule ha dispuesto un Plan de Contingencia, con el fin de salvaguardar la vida y las lesiones que se puedan producir por efecto de emergencias médicas o traumáticas, para lo cual dispondrá de la red de instituciones de emergencia y de las coordinaciones sectoriales, intersectoriales y extra sectoriales que sean pertinentes.
Además para una mejor respuesta de la red ante eventos que puedan ocurrir, se mantendrán durante el periodo las siguientes medidas: Establecer Altas Hospitalarias, liberando camas para atender posibles emergencias, mantener la dotación ideal de los Servicios de Urgencia (Hospitales y APS), regulando permisos y vacaciones, asegurar la mantención de stock de medicamentos e insumos necesarios para la atención de pacientes graves en unidades críticas y servicios de apoyo (banco de sangre / radiología / laboratorio/esterilización/farmacia y otros), mantener red de telecomunicaciones en óptimas condiciones, mantener catastro actualizado del personal Red Urgencia, que permita su convocatoria de ser requerido, mantener Flota de móviles de urgencia en óptimas condiciones, orientar a la población respecto a cuidados en el consumo de alimentos, especialmente mariscos y a consultar oportunamente ante signos de intoxicación por alimentos.
USO DE LA LINEA 131 El Servicio de Salud Maule hace un llamado a hacer un buen uso de la línea 131, casi el 60% de los llamados corresponden a “pitanzas” las que hacen perder el tiempo “ al mismo tiempo puede haber alguien llamando y que realmente necesita contactar al servicio de urgencias, hacemos un llamado a la comunidad a que sean responsables y conscientes, esto no es un juego” señaló la Directora del Servicio de Salud Maule Paulina Espinoza
DONACION DE SANGRE
La Directora además invitó a toda la población a donar sangre “el día viernes es feriado y sabemos que el aumento de accidentes es muy probable debido al aumento del flujo vehicular, ante esto es que estamos haciendo una campaña para asegurar el stock de estos días, le pedimos a toda la gente que se acerque a la Casa del Donante ubicada en 2 norte 1990 desde las 08:40 horas hasta 17:00 horas especialmente los días jueves 17 de abril y lunes 21”.

RECOMENDACIONES AL CONSUMIR MARISCOS
Al momento de comprar:
Compra cualquier tipo de pescado en comercios habilitados que presenten buena higiene general y exhiban sus productos frescos, conservados en abundante hielo (cubiertos) o congelados.
El pescado fresco debe presentar:
Un ligero olor a pescado, pero nunca olor a amoníaco.
Los ojos siempre brillantes, no hundidos. La opacidad o el hundimiento son signos de deterioro.
Las agallas rojas, las escamas adheridas al cuerpo y su carne firme. No debe ceder ante la presión del dedo.
Pigmentación viva y brillante.
La columna vertebral firmemente adherida a los músculos; si se la intentara separar de ellos, debería romperse.
Una vez comprados, transporta los pescados y mariscos directamente al domicilio y refrigéralos inmediatamente para evitar que se corte la cadena de frío.
Para conservar el pescado:
Mantenlo no más de 1 ó 2 días en la parte más fría del refrigerador y hasta 3 meses en el congelador.
No descongeles y vuelvas a congelar los pescados y mariscos.
Una vez preparados, consumirlos lo antes posible.
Consumir los pescados bien cocidos.
En cuanto a los crustáceos menores, como camarones, ten especial cuidado en observar que no presenten manchas negras, olor desagradable o desprendimiento entre cabeza y tronco.

Deja un comentario

Deja un comentario