Parlamentaria dijo que conectividad es un problema grave en muchos poblados rurales, por lo que pidió al Subsecretario de Telecomunicaciones la concreción de un proyecto que solucione este problema. “En muchos sectores de nuestro campo está -entre otras cosas- prohibido enfermarse de urgencia, porque no hay señal telefónica para solicitar una ambulancia, por lo que esperamos que haya respuesta positiva a nuestra demanda y así cambiar la vida de miles de personas que necesitan de esta tecnología tan básica que es la telefonía celular”, aseguró

La concreción de un proyecto que lleve la telefonía celular a los puntos más apartados del Maule Sur, solicitó la Senadora por el Partido Demócrata Cristiano (PDC), Ximena Rincón, al Subsecretario de Telecomunicaciones, Jorge Atton.

La parlamentaria dijo que son cientos las localidades rurales que no tienen conectividad, lo que provoca que acciones tan sencillas, pero tremendamente necesarias como llamar una ambulancia en caso de emergencia, no puedan realizarse por falta de señal. “Allí está prohibido enfermarse de urgencia”, aseguró.

“La falta de conectividad en telefonía celular en zonas como Pillay, Caliboro, Barrancas y Valle de Pichamán, en el Secano Costero, se repite en muchos otros puntos del Maule Sur, lo que preocupa enormemente a los vecinos y vecinas. Hablé el tema personalmente con el subsecretario de Telecomunicaciones, Jorge Atton, y le pedí que se impulse un proyecto que dé conectividad a hombres y mujeres de esta tierra, por lo que esperamos que haya respuesta y una respuesta positiva que mejore la calidad de vida de las personas que hacen patria a punta de esfuerzo en las zonas rurales de nuestro país”, precisó la legisladora.

Agregó que en el caso del secano costero, son varios los sectores que recorrieron -a peticion de su oficina- profesionales de la Subsecretaría de Telecomunicaciones para ver la factibilidad técnica para recibir señal de telefonía celular.

“Es un tema que venimos planteando hace tiempo junto al alcalde de San Javier, pero que se repite en cientos de poblados campesinos que no tienen la posibilidad de establecer comunicación telefónica y que ni siquiera pueden pensar en conexión a Internet como la gran mayoría de los chilenos. Este es un problema más de la inequidad territorial que existe en nuestro país, inequidad que el Gobierno debe ayudar a combatir, porque en caso contrario la gente seguirá abandonando nuestros campos para colapsar aún más las ciudades”, planteó la Senadora.

Ximena Rincón dijo que en el caso de los pueblos rurales aislados, la telefonía celular no debe verse como un negocio, sino que como un servicio básico para la comunidad.

“Si queremos proteger la ruralidad, si queremos potenciarla, como país tenemos que dar un giro, porque por problemas como éste, muchas personas dejan el campo y no sólo desaparecen nuestras tradiciones, sino que también se afecta un sector estratégico como la agricultura. Por eso, creo que debemos mirar experiencias que resultaron exitosas en su momento, como el fondo de telefonía rural, que con recursos aportados por las mismas empresas del rubro permitió instalar teléfonos públicos en cientos de localidades. Esa misma lógica debemos utilizarla ahora para que en nuestros campos el celular no sea un adorno, sino que ayude a facilitar la vida de miles de personas”, concluyó la legisladora.

Deja un comentario

Deja un comentario