Parlamentaria explicó que esta disposición de la nueva ley aplica a las madres que no estén trabajando al momento de tener a sus hijos, pero que tienen un año de filiación y al menos 8 cotizaciones continuas o discontinuas en los últimos 24 meses. “Esta norma debe servir para que las mujeres y, en especial el Gobierno, se preocupen ahora de que los empleadores paguen las cotizaciones, porque en caso contrario un número importante no va a calificar para el posnatal de seis meses”, aseguró

Recién a contar del primero de enero de 2013, las trabajadoras temporeras podrán acceder al posnatal de seis meses, que recientemente aprobó el Congreso y cuya ley será promulgada en el Diario Oficial en los próximos días. Así lo aclaró la Senadora por el Maule Sur, Ximena Rincón, quien dijo que es necesario que las mujeres que trabajan en el campo conozcan cómo y cuándo podrán acceder a este beneficio que fomenta la maternidad y la relación del hijo con sus padres durante la lactancia.

Al respecto, la parlamentaria explicó que todas las mujeres que son trabajadoras dependientes e independientes que estén afiliadas a un sistema de salud, trabajen y tengan un mínimo de cotizaciones podrán acceder en forma automática al posnatal. Agregó que no ocurre lo mismo con aquellas mujeres cuyo último contrato fue a plazo fijo, por obra o faena, incluidas las temporeras, que no estén trabajando al momento de tener a sus hijos, pero que tienen un año de filiación y al menos 8 cotizaciones continuas o discontinuas en los últimos 24 meses, las que podrán optar al beneficio del posnatal recién el 01 de enero de 2013.

“Para las mujeres temporeras el posnatal comienza a regir el uno de enero de 2013, pero va a ser importante que se preocupen desde ahora que su relación laboral quede escriturada en un contrato, que sus empleadores paguen sus cotizaciones, porque se le van a exigir ocho cotizaciones en un plazo de 24 meses y eso, obviamente, es importante, porque de lo contrario no van a calificar. También es importante que este desafío lo asumamos entre todos y todas, que los empleadores cumplan con su obligación, que la fiscalización se realice por parte de la Dirección del Trabajo y que las mujeres estén conscientes que para acceder a este beneficio, deben exigir sus derechos”, aseguró.

Finalmente, Ximena Rincón explicó que cuando la madre temporera haga uso del posnatal y no esté trabajando, recibirá un subsidio que se calculará promediando su renta en los últimos 24 meses, aunque con un piso garantizado de medio ingreso mínimo mensual. “Para las temporeras que estén laborando al momento de hacer uso de su posnatal, el subsidio se calculará como para cualquier otra madre trabajadora, es decir, un promedio de las remuneraciones o rentas obtenidas antes del embarazo, que se compara con el promedio obtenido los 3 meses antes de irse de prenatal, siempre con un piso garantizado de medio ingreso mínimo mensual, que son poco más de 90 mil pesos”, explicó.

Deja un comentario

Deja un comentario