Felices están los científicos de la Región del Maule por la pronta llegada del moderno y completamente equipado Microscopio confocal espectral. Una herramienta que entregará nuevas posibilidades a los académicos, estudiantes, investigadores, empresas privadas e incluso a las fuerzas de orden, gracias a su potencial y versatilidad.

Su llegada a la macro zona Centro-Sur, será gracias a la adjudicación del proyecto titulado «Implementación de una unidad de microscopía confocal espectral para fortalecer la investigación en ciencias básicas, biotecnología y biomedicina en la región del Maule», con un monto total de 400 millones de pesos otorgado por ANID a la UCM, a través del IX Concurso de Equipamiento Científico y Tecnológico mediano FONDEQUIP 2020.

«Es muy significativo el haber obtenido nuestra primera adjudicación en un Fondequip, nos permitirá traer a la organización y la región equipos de alta tecnología, del mismo modo la adjudicación de seis nuevos Fondecyt de iniciación consolidan nuestra visión y oportunidades que estamos dando a investigadores jóvenes, generando nuevamente un camino real de contribución a nuestro entorno”, destacó el Rector de la UCM, Dr. Diego Durán Jara.

“Esta iniciativa nació de la necesidad de universidades, empresas, laboratorios y centros regionales que hasta ahora se encontraban en desventaja competitiva respecto a la realidad nacional. La carencia de este equipamiento, significaba para los investigadores tener que viajar hasta Santiago o Concepción para realizar sus experimentos utilizando microscopía confocal, generando gastos de tiempo y dinero, además de afectar negativamente el desarrollo científico de nuestra región” comentó el director del proyecto, Dr. Alex Echeverría, perteneciente al Centro de Investigación de Estudios Avanzados del Maule (CIEAM), quien es el Coordinador responsable y desarrolla su trabajo en temas de ecología microbiana.

Su aporte a la ciencia

El Microscopio confocal espectral invertido con cuatro líneas láser y sistema de detección multi-canales espectrales, permitirá tomar imágenes simultáneas en todo el rango de la luz visible, explicó el director del proyecto, añadiendo que “Estará equipado con micromanipuladores y microinyector que permitirá el manejo de técnicas de manipulación celular a niveles microscópicos. Contará además con una cámara de incubación con control de CO2, que permitirá realizar experimentos in-vivo, manteniendo cultivos celulares por largo tiempo mientras son observados.  Por último, se incluye un completo sistema de medición de potenciales por Patch-Clamp, lo que es fundamental para estudios de electrofisiología”, dijo.

Más allá de los tecnicismos, la directora de Investigación de la UCM, Dra. Ingrid Carvacho, quien además fue parte del proyecto, explicó que el microscopio aportará al desarrollo de al menos 14 proyectos actualmente ejecutándose en la región, que darán origen a nuevas líneas de investigación además del incremento en el número y calidad de publicaciones en revistas científicas. Se proyecta además que el equipamiento, contribuya significativamente en la formación de estudiantes de pre y postgrado a través de cursos, tesis y laboratorios. Por su versatilidad este equipamiento permitirá su uso en estudios de biología celular, microbiología, fisiología animal, fisiología vegetal, electrofisiología, neurobiología, análisis de materiales, reproducción, entre otras.

Para la Vicerrectora de Investigación y Postgrado de la UCM, Dra. maría Teresa Muñoz, cuatro son las claves que han permitido incrementar tanto la cantidad como la calidad del trabajo investigativo en la Institución, el cual se proyecta camino a alcanzar la acreditación en dicha área. “Se vincula con el trabajo colaborativo, los talentos y experiencia de nuestros investigadores jóvenes, el apoyo que brindan las facultades y nosotros desde la Vicerrectoría y la gestión de la institución, incluso antes de los procesos de postulación”, señaló.

Otro elemento a destacar, ha sido el interés que ha suscitado su llegada por importantes instituciones como la empresa Concha y Toro y el Laboratorio de Criminalística de Carabineros (LABOCAR), quienes consideran el futuro uso del equipamiento en sus proyectos.

“Al ser un equipo único en el área, nos permitirá poder generar más colaboraciones ofreciendo tecnología de punta para trabajo en equipo con otros investigadores e instituciones. Este equipo nos permitirá asimismo presentar proyectos más competitivos, incrementando las posibilidades de adjudicación”, finalizó la Dra. Carvacho.

Equipo científico

El equipo gestor del proyecto está conformado por los académicos de la Universidad Católica del Maule, Dr. Alex Echeverría; la Dra. Ingrid Carvacho, en representación de la Facultad de Ciencias Básicas, quien trabaja en electrofisiología celular; el Dr. Esteban Aliaga, perteneciente a la Facultad de Ciencias de la Salud, y que desarrolla investigación sobre autismo; el Dr. Matthias Piesche de la Facultad de Medicina, quien realiza estudios sobre cáncer; el Dr. Felipe Gordillo de la Facultad de Ciencias Agrarias y Forestales, quien trabaja en temas relativos al estudio de hongos y biotecnología y la Dra. Aparna Banerjee, del CIEAM, quien estudia las biopelículas microbianas y aplicaciones biotecnológicas de microorganismos extremófilos.

Además, esta iniciativa contó con la colaboración de investigadores de otras instituciones de educación superior de la Región, como la Dra. Noelia Escobedo de la U. Autónoma de Chile, quien trabaja en estudios de fisiología del sistema nervioso y desarrollo de lupus y el Dr. Juan Carlos Tapia de la U. de Talca, quien trabaja en neurofisiología celular.  

Deja un comentario

Deja un comentario