El biólogo Marcelo González fue el primer chileno en recibir una vacuna experimental contra el coronavirus, en la ciudad de Talca.

Se trata de la formulación del laboratorio Johnson & Johnson, que el pasado miércoles comenzó las pruebas con voluntarios.

«No tengo ningún síntoma, desde el miércoles que me vacuné han pasado cinco días y no he tenido ningún síntoma asociado a la vacuna, de los que me describió el equipo cuando fui a vacunarme. Me dijeron que podía tener algún síntoma de resfrío, que podía estar decaído, alguna alergia en el brazo. No he tenido absolutamente nada», contó González en Radio Cooperativa.

Además aseguró que no ha presentado «ni siquiera la marca en el brazo, porque ahí había un riesgo de que podía haber una alergia, que me lo destacó la enfermera que me vacunó. Pero absolutamente nada, yo diría que estoy bien».

«Derribando mitos»

Al ser consultado sobre por qué decidió compartir su experiencia, respondió: «Yo lo hice porque no tengo para qué ocultarlo. Yo creo que si uno lo cuenta se van derribando mitos también».

«Hay que pensar que aquí hay un trasfondo de que estamos ayudando a encontrar una solución a un problema macro, a nivel planetario. Lo que uno debería hacer es tratar de difundir y botar un poco estos mitos de que el riesgo es muy alto y ver si la gente participa y efectivamente podemos contribuir a desarrollar esta vacuna», agregó.

González detalló: «Lo que explican es que primero antes de vacunarse hay que dar un consentimiento informado, que es requisito para poder acceder a la vacuna. En este consentimiento te dan cuenta de todo lo que ha ocurrido», consigna Meganoticias.

«Uno es consciente de los riesgos que hay. Ahora, son riesgos bastante controlados desde mi perspectiva, porque esto ya se probó en humanos una vez y lo que se está haciendo ahora es agrandar la muestra», sostuvo.

«Yo no sé si es más riesgoso tener una vacuna experimental contra el Covid o no tener nada contra el Covid», añadió.

«Habían personas antes que yo»

Marcelo González precisó que «el haber quedado como primer vacunado en Chile fue fortuito, porque habían personas antes que yo y una persona no pudo vacunarse porque tenía la presión alta en ese minuto».

«Yo la verdad no le di muchas vueltas (al momento de tomar una decisión). Hay que encontrar una solución y más vale estar protegido con algo que es experimental a no tener nada», concluyó.

Deja un comentario

Deja un comentario