Acompañado de ministros, jefes de bancadas y timoneles de Chile Vamos -presencial y virtualmente-, el Presidente Sebastián Piñera presentó este martes un plan «fortalecido» para la clase media y el cual incluye un bono no reembolsable de $500 mil. «He escuchado el mensaje de la gente», dijo el Mandatario.

Propuestas con las que buscan convencer y alinear a los parlamentarios de Chile Vamos, de cara a la votación del proyecto que permite el retiro del 10% de los fondos de las AFP, que será votado mañana miércoles en particular en la Cámara.

Con esto, La Moneda busca revertir el traspié sufrido la semana pasada, cuando dicha medida se aprobó en general con los votos de 13 diputados de Chile Vamos. Situación que generó un quiebre en el oficialismo y cuyos alcances el Ejecutivo busca contener.

En ese contexto, el Mandatario indicó que en estos tiempos de adversidad esta clase media está enfrentando graves amenazas, agregando que «he escuchado con atención, con cariño el mensaje de la gente». El Mandatario además indicó que la protección de este sector de la población, «no debe ni puede hacerse a costa de disminuir sus ahorros previsionales». «Hoy Chile enfrenta un doble desafío.

Por una parte, proteger a la clase media en estos tiempos de adversidad. Y por otra, reformar el sistema de pensiones para asegurar pensiones dignas. Ambos desafíos tienen que complementarse, la protección de la clase media no puede ni debe hacerse a costa de disminuir sus ahorros previsionales, ni sus pensiones, ni comprometer el futuro del país», sostuvo.

 

Nuevas medidas

El Presidente detalló que este plan «fortalecido» exige un «gran esfuerzo fiscal» y requiere la «urgente» aprobación del Congreso. Allí se incorpora una transferencia directa a la clase media, a través un «bono no reembolsable» de $500 mil para trabajadores de clase media que tenían ingresos formales de entre $500 mil y $1,5 millones de pesos mensuales, y que han sufrido caídas significativas de ingresos.

Este aporte se pagará 10 días después de promulgada la ley e incluirá a trabajadores ocupados, suspendidos, cesantes, a honorarios y por cuenta propia, que hayan sufrido una caída de 30% o más en sus ingresos formales. También favorecerá con montos decrecientes, a aquellos trabajadores con ingresos entre 1,5 y 2 millones de pesos mensuales, que hayan tenido caídas de ingresos. En segundo lugar, habrá un préstamo estatal solidario para la clase media, el cual compensará hasta un 70% de la caída de los ingresos y se otorgará en 3 cuotas mensuales, con un máximo de 650 mil pesos por cuota y un monto máximo del préstamo de $1 millón 950 mil pesos, consigna Emol.

En materia de protección de vivienda, se aplicará la postergación por 6 meses de los dividendos hipotecarios, gracias a una garantía estatal, habrá un subsidio de arriendo por tres meses, por hasta $250 mil y para arriendos de hasta $600 mil mensuales, que cubrirá hasta el 70% del valor del arriendo, para las familias que hayan tenido caídas en sus ingresos de 30% o más, entre otras cosas.

En cuarto lugar, se abrirá un nuevo plazo y oportunidad para que los estudiantes de la educación superior que lo necesiten, puedan postular a financiamientos preferentes del Estado y una postergación de hasta 3 meses del pago de las cuotas del Crédito con Aval del Estado (CAE).

Reforma pensiones

Junto con recordar los avances hechos por su Gobierno para una reforma previsional, el Mandatario indicó que todavía está pendiente la segunda etapa de la misma. «Estamos conscientes que el actual sistema de administradores de fondos de AFP, tiene grandes problemas, requiere cambios y necesita soluciones. Por eso, vamos a avanzar con urgencia y con responsabilidad hacia una reforma integral y estructural del sistema que administra los fondos de pensiones», acotó y consigna Emol.

Ante esto, Piñera anunció que pidió a los ministros de Hacienda y de Trabajo, avanzar «en un diálogo con los diferentes sectores políticos y sociales de nuestro país para alcanzar un gran acuerdo, en el más breve plazo, que permita hacer cambios profundos, cirugía mayor a nuestro sistema de previsional».

«Nuestro compromiso es con un sistema previsional mixto, que asegure pensiones dignas para todos, con un pilar contributivo, financiado con aportes y ahorros que pertenecen a los trabajadores (…) Y que también tanga un componente solidario, financiado por la personas y el Estado, para mejorar las pensiones de los grupos más vulnerables y de clase media», recalcó.

Deja un comentario

Deja un comentario