Hernán Larraín y Romilio Gutiérrez, coindicen en que se le ha hecho un daño al sistema educacional en Chile.

Los parlamentarios Hernán Larraín y Romilio Gutiérrez, lamentaron la destitución del ministro de educación, Harald Beyer, y calificaron este hecho, el cual se definió el miércoles con la votación en el Senado, como un “grave error político de la Oposición” de igual modo – agregan – perjudica “al trabajo que se estaba realizando por mejorar el sistema educacional en Chile”.

El senador Hernán Larraín, explica “siempre se pueden objetar las políticas que sigue un gobierno o estar en contra de los que plantea un ministro determinado, pero que de ahí se desprenda o se justifique en esa discrepancia una acusación constitucional es realmente distorsionar las instituciones, y el hecho que una mayoría lo pueda hacer no deja de constituir un abuso de las instituciones y eso es lo que está ocurriendo. Por los fundamentos oídos en el Senado, no sólo se consolida un precedente muy grave, sino que se está estableciendo un abuso de poder en virtud del cual una mayoría pueda hacer lo que quiera, destituir ministros si así se le parece y creo que ese camino de los resquicios que ya conocimos en alguna oportunidad y ahora de carácter constitucional pueden abrir una puerta de la que ciertamente vamos a arrepentirnos de continuar por esta senda”.

“El Senado debe corregir el grave abuso de poder. El Senado debe pronunciarse sobre una acusación que está débilmente fundada, en donde sus elementos de juicio no tienen la entidad para sostener una acusación ni siquiera un reproche fundado. Por eso, aprobar la destitución del Ministro por lo que nos piden los diputados configura, adicionalmente, un absurdo jurídico mayor”, subrayó Larraín.

Por su parte, el diputado Romilio Gutiérrez, agrega que se trata de un hecho doloroso “creo que la Oposición se ha equivocado completamente ya que por sacar un dividendo político de corto plazo le ha hecho un daño profundo a nuestro sistema de educación. Con la destitución han sancionado al único ministro que estaba haciendo ‘la pega’ para controlar a las instituciones de educación superior y resolver los graves problemas que arrastra de funcionamiento de hace muchos años”.

Recalca el parlamentario de la comisión de educación que “estuvieron 20 años en el gobierno y no hicieron nada para resolver estos problemas y piensan que ahora con la destitución del ministro quedan ellos libres de no haber investigado y supervisado que el lucro no fuera una realidad en la educación superior”.

Finalmente Romilio Gutiérrez dijo que el compromiso “es trabajar para sacar adelante el trabajo que realizó el ministro Beyer. Lamento la decisión del Senado, se ha cometido una injusticia y la historia lo va a corroborar”.

Deja un comentario

Deja un comentario