El Ministerio de Obras Públicas, a través de la Dirección de Vialidad, se encuentra desarrollando trabajos de conservación en la ruta que une los sectores de El Peñasco, Vega de Salas, Pejerrey y Los Hualles, en la pre cordillera de la comuna de Linares.

En total son 16 kilómetros de la ruta L-45 que bordea el río Achibueno, donde se efectúan faenas
para aumentar la calidad de la vía, con rellenos de material, obras de saneamiento y ensanche de la plataforma del camino.

Los trabajos fueron inspeccionados por el Secretario Regional Ministerial de Obras Públicas, Robinson Flores Castillo, quien se trasladó a la zona junto al jefe de Vialidad Linares, José Moraga.

En la oportunidad el SEREMI del MOP destacó la importancia de esta ruta que recibe un alto flujo de usuarios y turistas. “El cajón precordillerano de Achibueno es un creciente polo de desarrollo productivo y turístico donde viven importantes comunidades rurales y donde cada vez más se acrecienta el número de turistas que suben a disfrutar de las aguas cristalinas del río, de la monta y sus atractivos”, expresó.

El contrato para la conservación de la ruta L-45 tiene un costo de ejecución de 843 millones de pesos, con un plazo de 180 días corridos que se prolongarán hasta el próximo mes julio.

Paralelamente avanzan en las expropiaciones del tramo Llepo –El Peñasco, de 7 kilómetros, para posteriormente retomar los trabajos de mejoramiento que consideran la pavimentación de la ruta de alto estándar, con cambio de trazado, obras de saneamiento y de seguridad vial de la ruta.

Por último, el SEREMI del MOP informó que se encuentra en proceso de término el pavimento básico en la ruta que une Llepo con el Embalse Ancoa el cual será entregado oficialmente el próximo mes de abril.

Deja un comentario

Deja un comentario