En cadena nacional esta noche de miércoles, tras la aprobación de la vacuna del laboratorio Pfizer-BioNTech en mayores de 16 años en Chile para prevenir el coronavirus, el Presidente Sebastián Piñera anunció que las primeras 20.000 dosis llegarán al país antes de que acabe diciembre, para iniciar «de inmediato» el proceso de inmunización.

«Hoy hemos recibido la confirmación del laboratorio Pfizer-Biontech que durante este mes de diciembre aterrizará en Chile el avión con las primeras 20.000 dosis de vacunas, lo que nos permitirá empezar a vacunar de inmediato a todas las personas que trabajan en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de nuestro sistema de salud en las regiones con mayor incidencia de coronavirus, como las regiones del Biobío, La Araucanía y Magallanes, a parte del personal de la Región Metropolitana», informó el Jefe de Estado.

En esa línea, Piñera detalló que junto al Consejo Asesor de Vacunas e Inmunización (Cavei) se estableció como prioridad para la vacuna, además del personal de salud ya mencionado, «personas desplegadas en la emergencia Covid; segundo, los adultos mayores y enfermos crónicos, priorizando a los de los centros de larga estadía; y, tercero, otros grupos de la población objetivo, según su grado de riesgo», consigna Cooperativa.

NUEVAS DOSIS EN ENERO

El Presidente Piñera anunció, además, que «a partir de enero, seguiremos recibiendo nuevas dosis de vacunas con el objetivo de vacunar a la población crítica y de mayor riesgo durante el primer trimestre de 2021, continuando con los demás grupos durante el primer semestre».

De igual forma, reiteró que las dosis serán gratuitas y voluntarias, agregando que el Ministerio de Salud «informará oportunamente las fechas y lugares de vacunación para los distintos grupos de la población».

«Todas las vacunas en Chile tendrán el sello de eficacia y seguridad otorgados por las instituciones sanitarias más reconocidas del mundo, la aprobación de nuestro Instituto de Salud Pública, y siempre, el respaldo de la ciencia, que muestra categóricamente y con sólida evidencia que las vacunas protegen la salud y salvan vidas», enfatizó.

Por otro lado, aseveró que «la vacuna será un poderoso instrumento para combatir el virus, pero no lo hará desaparecer. El coronavirus seguirá entre nosotros por mucho tiempo y tenemos que aprender a convivir con él», por lo que abogó por «la importancia de cumplir estrictamente con las normas de cuidado personal» y «las normas sanitarias establecidas por la autoridad de salud».

Deja un comentario

Deja un comentario