Las familias de este campamento viven en este lugar desde hace 30 años y no cuentan con sistema de alcantarillado.

Es el último campamento que existe en Talca, son 12 las familias que viven en precarias condiciones, el destino no ha querido estar de su lado y día a día deben esforzarse para obtener el vital elemento de forma clandestina desde grifos o recurrir a buena voluntad de algunas personas.

Se trata del Campamento “Flor de Chile”, está ubicado frente al Gimnasio Regional, a simple vista no se ve, muchos ignoran que al ingresar por un callejón viven niños, adultos y ancianos, que tienen todo tipo de necesidades.

Es por ello que la tarde de este lunes y luego de una visita al lugar, el jefe de la Oficina Comunal de Emergencias de la Ilustre Municipalidad de Talca, Juan Valdebenito, les entrego a una de las familia que no contaba con esto, un recipiente de acopio de agua potable de mil litros, comprometiéndose a que uno de los camiones aljibes contratados por ONEMI pero con ruta del municipio pase dos veces por semana a llenar el estanque.

Para la familia esta es una muy buena ayuda, según las palabras de la duela de casa, la señora Rosa Retamal Tilleria, quien comento que debían ir a buscar agua al parque, con lluvia y frio.

La entrega corresponde a un plan que se ha desarrollado durante el verano, llegando a los rincones rurales de la comuna de Talca, donde producto de las escasas precipitaciones las familias se han visto complicadas por la falta de agua.

En total son 20 los estanques que se han entregado para ayudar de forma rápida a los vecinos de la ciudad, que se encuentran a la espera de una solución definitiva por parte de las autoridades de gobierno.

Cabe mencionar que durante las próximas semanas se comenzara con el plan invierno 2016, el que contempla el trabajo de los equipos municipales en la poda de árboles y limpieza de canales de forma temprana para evitar problemas de inundaciones en los meses de lluvia en el Maule.

Deja un comentario

Deja un comentario