Los niños necesitan desconexión durante sus vacaciones. Al igual que los adultos, deben descansar y alejarse de la rutina escolar. La dificultad está en mantenerlos entretenidos en semanas en las que, por el frío y la lluvia, no es mucho lo que pueden estar afuera. Para muchos padres este es el principal desafío.

¿Y qué tal si la tecnología se convierte en una aliada para estos días? Existen diversos estudios que detallan el daño que les hace a los niños pasar por periodos prolongados frente a una pantalla. Obviamente una alternativa para las vacaciones de invierno es justamente eso, que se diviertan viendo televisión o jugando en línea. Dada esta realidad, que en algunos hogares es difícil de controlar con los padres trabajando fuera de casa, es que se puede aprovechar la misma tecnología para ayudarles a los escolares a no perder del todo el ritmo y llegar mejor preparados al segundo semestre.

Por ello, los expertos de Smartick, método para aprender matemáticas online que en sesiones de 15 minutos diarios mejora la concentración y hábitos de estudio y que utiliza la inteligencia artificial para adaptarse al desempeño real de cada alumno (como lo hace Netflix para recomendar series), entregan consejos para mantener a los niños pensando durante las vacaciones con herramientas que los entusiasmen:

1. Deje las primeras semanas de vacaciones para descanso y ocio. Es importante que los niños se desconecten un tiempo breve. Pueden ir de campamento, a la playa, practicar deportes etc. Luego de ese tiempo, hay que comenzar a organizar rutinas diarias.

2. El mejor momento para realizar actividades para entrenar el cerebro es a primera hora de la mañana, después del desayuno y vestirse, ya que los niños están descansados y pueden concentrarse con mayor facilidad.

3. No recurrir a los mismos libros y materiales que se utilizaron en el colegio, a modo de evitar las tareas “convencionales” e intentar ser creativos y aprovechar las posibilidades que nos ofrecen las nuevas tecnologías y nuestra disponibilidad de tiempo. Una opción es Smartick, que se puede bajar tablets y computadores, y que en solo 15 minutos al día y a través de actividades personalizadas, los niños aprenden matemáticas y mejoran la concentración.

4. Dedicar todos los días un tiempo a fomentar la lectura leyendo cuentos juntos si su edad lo permite.

5. Incentivar la escritura de manera entretenida, por ejemplo, que escriba un diario de sus vacaciones que incluya dibujos y fotos, o inventando un cuento que se tenga una parte escrita y la otra actuada.

6. Invitar a los niños a resolver situaciones de la vida diaria, por ejemplo ir a comprar el pan y que él pague, reciba el vuelto y piense si está bien.

7. Las manualidades siempre son un aporte, pues además de ser entretenidas, contribuyen a fijar la atención, mejorar la psicomotricidad fina, y desarrollan la creatividad.

Sobre Smartick

Smartick es un método de aprendizaje online de matemáticas para niños de 4 a 14 años. Este innovador sistema, de origen español, está consiguiendo resultados extraordinarios: ocho de cada diez alumnos mejoran su nota en la asignatura de matemáticas y un 94% incrementa su capacidad de cálculo, lógica y resolución de problemas. En apenas 6 años en el mercado 32.000 niños de 100 países han pasado por el método.

Esta startup fundada en 2009 por dos emprendedores españoles, Daniel González de Vega y Javier Arroyo, está cosechando numerosos reconocimientos. Recientemente, la Comisión Europea le ha otorgado 1,3 millones de euros para poner en marcha un estudio con el objetivo de maximizar el rendimiento de los niños en edad escolar. Además, ha sido elegida como una de las 15 mejores startups mundiales de 2016 por el jurado de The Next Web en Nueva York.

En 2016 estableció una nueva sede en Estados Unidos (Boston) e inició operaciones en México y Sudáfrica. Actualmente, cuenta con un equipo de 45 ingenieros, matemáticos, pedagogos, psicólogos y educadores.

Deja un comentario

Deja un comentario