Un total de 1.992 jóvenes del Maule fueron beneficiados con la ayuda económica de la Beca Indígena otorgada por el Gobierno y consistente en un aporte monetario de libre disposición a estudiantes de ascendencia indígena socioeconómicamente vulnerables y con buen rendimiento académico.

Así lo hicieron saber el secretario regional ministerial (seremi) de Educación, Rigoberto Espinoza Gutiérrez, y el director de la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas, Salomón Espinoza Escalona, quienes encabezaron la ceremonia en que se entregó la beca a 29 jóvenes en representación de sus compañeros de cada comuna beneficiada.

Ambas autoridades coincidieron en la importancia del acto en tanto actividad pública en que se reconocía el esfuerzo y capacidad de los estudiantes pertenecientes a etnias originarias y que se realizaba por primera vez en la región.

“Este es un acto histórico porque se hace por primera vez una ceremonia regional donde se entrega simbólicamente a un estudiante por comuna esta Beca Indígena que no solamente favorece a estudiantes de enseñanza básica y media, sino que también a universitarios; y este es un reconocimiento del estado de Chile, del Ministerio de Educación, de la Junaeb, a los pueblos originarios; muy importante porque hay una actitud inclusiva, que es justamente lo que busca la Reforma Educacional, modificar este sistema educacional competitivo, que se rige por el mercado, excluyente, segregador, ese sistema lo queremos reemplazar con la reforma donde la educación es un derecho social, donde la educación de calidad significa inclusión; y necesitamos que los pueblos originarios se vean cada vez más involucrados en el desarrollo del país y de la educación”, afirmó el seremi del ramo, quien además precisó que la ayuda equivale a 493 millones 965 mil pesos.

Por su parte, el director de Junaeb apuntó a la necesidad de que las jóvenes generaciones de los pueblos originarios validen su cultura y la lleven con orgullo como aporte a la sociedad chilena.

“Este es un acto de justicia social diría yo, porque nosotros hemos durante tantos años discriminado al pueblo mapuche y a todos los pueblos originarios de Chile, y desde que retornó la democracia que se está entregando esta beca destinada a los pueblos originarios con el fin de realizar una suerte de retribución modesta a sus estudiantes con el fin de que ellos puedan desarrollarse, puedan estudiar y puedan devolverle a su gente su cultura. Como gobierno lo que queremos es eso, que rescatemos cada una de las cosas que son propiamente nuestras”, afirmó, al tiempo que explicaba que del total de becas, 794 corresponden a nuevos beneficiarios y 1.198 son estudiantes que ya la poseían y la renovaron.

A nombre de los estudiantes beneficiados, se dirigió a los presentes la estudiante de primer año de Psicopedagogía, Catherine Molina Vivanco, beneficiaria desde 2010, y que destacó el apoyo económico que supone la beca.

“Yo adquirí esta beca cuando cursaba el primer año de enseñanza media en el liceo en Longaví. Esta beca me ha servido mucho para adquirir mis útiles y mi vestimenta y la verdad yo no tenía pensado continuar mis estudios superiores porque no tenía los recursos económicos para lograrlo, pero indagué y encontré que podía seguir con esta beca, postulé y la conseguí nuevamente; y es de vital importancia ahora en mis estudios superiores”, puntualizó.

Deja un comentario

Deja un comentario