A través de una carta pública, el Consejo de la Sociedad Civil (Cosoc) del Serviu-Minvu del Maule emplazó a los parlamentarios y a los candidatos de la región a que anuncien formalmente sus compromisos en materia habitacional, en la antesala de las elecciones programadas para el próximo 21 de noviembre en el país. 

 
La misiva fue firmada por los cuatro presidentes provinciales y en ella se recordó la participación que tuvo el órgano consultivo durante una sesión de la Comisión de Economía de la Cámara de Diputados desarrollada en junio pasado. 

 
«Expusimos la dramática situación que enfrentan los deudores habitacionales en el país, haciendo especial referencia a la situación en la región del Maule. Además, planteamos una serie de iniciativas para una adecuada política pública de vivienda y de medidas a adoptar, para ayudar a las familias cuyas viviendas están siendo rematadas por el Banco Estado. Los parlamentarios allí presentes se comprometieron a tomar iniciativas legislativas y administrativas sobre la problemática que planteamos», relataron. 

 
Sin embargo, expresaron que «a la fecha no hemos tenido conocimiento de acción alguna al respecto». «Dado que vivimos un proceso electoral para elegir presidente, parlamentarios y consejeros regionales, hemos estimado pertinente emitir esta carta pública, dirigida a los actuales parlamentarios y a los candidatos a diputados de nuestra región, a fin de que tomen conocimiento y expresen un formal compromiso de legislar al respecto», explicaron. 

 
Una de las principales propuestas que ha realizado el Cosoc Serviu-Minvu del Maule es la necesidad de promover la formulación de una política pública de vivienda y urbanismo regional que considere la revisión de las áreas de expansión urbana y planos reguladores. 

 
PANDEMIA Y DEUDORES HABITACIONALES 
Además, en la carta recalcaron que el covid-19 y las restricciones sanitarias «han expuesto y agudizado aún más las brechas sociales, como la desigualdad, a consecuencia de una escasa planificación urbana. También ha dejado al descubierto la insuficiente calidad de las viviendas, así como su localización, falta de áreas verdes, desconexión de los servicios básicos como educación, salud, transporte». 

 
En este contexto, aseguraron que «la pandemia ha empeorado la situación de los deudores habitacionales, ya que se autorizó hacer los remates en forma virtual, sin que las familias tengan conocimiento de ello. Adicionalmente, no se han adoptado medidas adecuadas y oportunas que faciliten la regularización de las deudas». 

 
«El problema principal, en cuanto al tenor de la presente, son aquellos deudores hipotecarios que adquirieron sus viviendas con apoyo del Estado, a través de un subsidio habitacional, y que a la fecha se han visto imposibilitados de poder cumplir con el pago de sus dividendos mensuales», afirmaron. 

 
Asimismo, lamentaron que «la vivienda social se ha convertido en un negocio muy lucrativo, entre la banca, inmobiliarias y empresas constructoras, que funcionan como verdaderos cómplices, donde todos ganan, menos las personas usuarias de este sistema». 

 
PROPUESTAS Y MEDIDAS 
En la misiva, el Cosoc Serviu-Minvu del Maule detalló algunas de las propuestas que han efectuado para ir en apoyo de los sectores vulnerables y de la clase media emergente, así como también para construir una Política Pública de Vivienda y Urbanismo. 

 
También citaron al Papa Francisco en su Carta Encíclica “Fratelli Tutti”, donde expresa que “como comunidad estamos conminados a garantizar que cada persona viva con dignidad y tenga oportunidades adecuadas a su desarrollo integral”. En ese sentido, enfatizaron que «la vivienda es un espacio vital». 

 
Finalmente, llamaron a las autoridades actualmente en ejercicio, como los parlamentarios, consejeros regionales y gobernadora regional, además de los candidatos a cargos que serán elegidos el próximo 21 de noviembre, «a anunciar formalmente sus compromisos en promover y adoptar las medidas que resuelvan las situaciones expuestas y a construir una política pública que garantice el derecho a un vivienda digna y asequible». 

Deja un comentario

Deja un comentario