Los impuestos correspondientes al año 2018 declarados en Chile aumentaron un 16,2 por ciento respecto del año anterior, hasta los 16.411 millones de dólares, según informaron este jueves el Servicio de Impuestos Internos (SII) y la Tesorería General de la República (TGR).

En el balance de la Operación Renta 2019, con información del año pasado, ambos organismos señalaron que se presentaron 3.772.838 declaraciones, un 2 por ciento más que en 2017.

El 81,19 por ciento solicitaron devolución de impuestos, el 7,80 por ciento de los contribuyentes debieron pagar tributos y el 11,01 por ciento fueron declaraciones «calzadas» (sin devolución ni pago).

El SII objetó 259.589 declaraciones de contribuyentes que pidieron devolución, equivalente al 8,47 por ciento del total que la solicitó.

Del total de declaraciones presentadas, el 70 por ciento correspondió a personas; un, 25,4 por ciento a micro empresas; el 3,8 por ciento a pequeñas empresas; 0,5 por ciento a medianas y el 0,3 por ciento a grandes sociedades.

Las devoluciones de impuestos sumaron 5.649 millones de dólares, que suponen un 6 por ciento más que en el año previo, aunque los montos efectivamente pagados sumaron 5.113 millones de dólares, un 17 por ciento más que en 2017, consigna Cooperativa.

 

Impuestos a las utilidades de las empresas, una clave del alza

El aumento de la recaudación se explica principalmente por los impuestos a las utilidades de las empresas, que en 2018 aumentaron desde un 25,5 a un 27 por ciento de las mismas, en el marco de una reforma tributaria aprobada en el Gobierno de Michelle Bachelet (2014-2018).

En ese contexto, los impuestos correspondientes a los beneficios de las empresas crecieron un 16,7 por ciento respecto del 2017, hasta los 13.695 millones de dólares, según el informe.

El mayor crecimiento de este tributo correspondió a las compañías mineras, un 60,4 por ciento, hasta 1.540 millones de dólares, explicado principalmente por el mejor precio del cobre, cuyo precio promedio fue en 2018 de 2,98 dólares por libra, frente a los 2,79 dólares del año anterior.

Las declaraciones de otras empresas, en tanto, aumentaron un 12,8 por ciento, hasta 12.155 millones de dólares Por otra parte, la recaudación de las garantías mineras (royalty) aumentó un 53,9 por ciento, hasta 348 millones de dólares.

Según el informe, el impuesto global complementario, que grava los ingresos personales, anotó un aumento del 5,3 por ciento el año pasado en comparación con 2017, hasta 1.089 millones de dólares.

El director del SII, Fernando Barraza, explicó durante la presentación del balance que además del mejor precio del cobre y la mayor tributación de las empresas, incidió en el aumento de la recaudación el mayor crecimiento del producto interior bruto (PIB), de un 4 por ciento el año pasado frente al 1,6 por ciento anotado en 2017.

Según las autoridades, el 99,82 por ciento de las declaraciones se presentaron a través de internet y el 86,29 por ciento de los contribuyentes aceptaron la propuesta elaborada previamente por el SII.

Deja un comentario

Deja un comentario