Tres son los casos de hantavirus que existe a la fecha en la Región del Maule. El primero con consecuencia fatal se produjo en el sector “Potrero Grande” de Curicó, luego se conoció el caso de una menor de Constitución y el tercero se trata de una mujer de 48 años, cuya paciente está internada estable en el Hospital de Talca.

La afectada tiene domicilio en el sector “Bajo Perquin” de San Clemente y tras la vigilancia epidemiológica y sanitaria, la mujer se habría contagiada en el lugar de residencia. A esto se suma la existencia de dos casos sospechosos de hantavirus, una mujer de 47 años y un niño de 12. La primera está internada grave en la UCI del centro asistencial maulino y el menor permanece estable en la unidad de segunda infancia del mismo hospital.

El tercer caso confirmado de hanta, como los dos sospechosos pertenecen a la comuna de San Clemente, por ello, este mediodía el Seremi de Salud, Hans Lungenstrass visitó el domicilio donde se produjo el contagio y, además, el predio donde laboró la mujer de 47, sector donde quizás se habría producido el contagio por el colilargo.

La actividad consistió en una desratización, entrega de medidas de prevención y de cloro y evaluación de los lugares para evitar nuevos contagios.
Tras el recorrido por el sector, la autoridad conversó con los familiares y también con trabajadores agrícolas y de paso insistió en que “el Ministerio de Salud está preocupado por evitar los casos de hanta y por ello, amplió las facultades para realizar los operativos. Hay que recordar la emergencia sanitaria que afecta a la Región del Biobío y los reiterados casos de nuestra región y en especial de San Clemente, por eso, estamos acá, analizando en terreno la situación”, dijo Lungenstrass.
Finalmente, el Seremi de Salud insistió en tomar conciencia y de paso evitar el contacto con el ratón colilargo. “Volvemos a reiterar que las personas no deben acceder a lugares cerrados, aislados y abandonados que no poseen ventilación, hay que humedecer el polvo que pueda levantarse y que pudiese estar contaminado con orina o deposiciones de estos roedores, la vía de contagio es la aérea y no persona a persona, hay que mantener la basura en recipientes cerrados y mantener el exterior de casas y bodegas libre de maleza y basura”, manifestó.

Según la autoridad, la cifra actual de casos es similar a los años anteriores.

Deja un comentario

Deja un comentario