Ad portas de las primeras solicitudes de cotizantes que quieren retirar su 10 por ciento de las AFP, el presidente de la Asociación de Bancos e Instituciones Financieras (ABIF), José Manuel Mena, cuestionó los plazos de la ley para efectuar ese pago, especialmente tomando en cuenta el contexto navideño.

El líder del gremio bancario proyectó que aunque la ley impulsada por el Gobierno es más acotada, «igual estamos hablando de sobre 15 mil millones de dólares, pueden ser hasta 16» a ser sacados de las cuentas de capitalización individual, versus los 17 mil millones que circularon con la primera versión.

«Las magnitudes son muy importantes, y sobre todo en medio de otros pagos, porque igual hay pagos del IFE, por ejemplo, y la transaccionalidad de la Navidad es muy importante, aumenta en forma desmedida (…) Entonces si la vez anterior fueron 10 millones de transacciones, a esto hay que sumarle transaccionalidad habitual, que son otras decenas de millones de transacciones, con lo cual, si yo hubiera elegido una fecha, esta es la peor fecha para hacer este tipo de transaccionalidad tan masiva», subrayó.

De hecho, cuestionó que durante la tramitación -de tanto el proyecto como la reforma de la Cámara- el riesgo de liquidez alertado por el presidente del Banco Central, Mario Marcel, haya sido ignorado por los parlamentarios, pues «hay situaciones técnicas que, no por voluntarismo, ni porque pueda ser más bien recibido en Twitter vamos a estar legislando sin entender que los procesos no son mágicos ni instantáneos».

«Aquí hay riesgos relevantes, y si el presidente del Banco Central plantea algún tipo de objeción, al menos yo habría esperado que dentro de ese mismo grupo de legisladores se hubiera conversado qué pasaba si es que no se hacía», añadió Mena y consigna Cooperativa.

En esa misma línea, insistió al Congreso que «no porque algún Twitter (sic) así lo pide se debe legislar un plazo imprudente. Este es un plazo, para mí, imprudente», independiente de que falte o no dinero, o haya «problemas de seguridad física», que son algunos de los riesgos para el experto.

«Aquí lo racional habría sido poner más tiempo, y si eso es impopular, bueno… Pero es lo responsable, y por eso las instituciones permanentes en la República son las que tienen que ser escuchadas siempre», enfatizó.

Pero pese a sus inquietudes con lo que podría resultar con el segundo retiro, Mena reiteró a quienes piensen sacar de sus ahorros que «ojalá no concurran a las sucursales y usen todos los medios digitales que ya masivamente fueron utilizados la vez primera, y que en esta oportunidad incluso se ha verificado que están más disponibles, porque ya hay más tarjetas en uso y más cuentas vista».

«Con una Navidad que genera una alta transaccionalidad, les pedimos a toda la gente: contáctese digitalmente por internet con su AFP, use los medios que ya están disponibles como medio de pago o de abono, y si no tiene alguna tarjeta o alguna cuenta, se puede abrir digitalmente», exhortó.

Deja un comentario

Deja un comentario