En la encuesta N63 de Plaza Pública Cadem Michelle Bachelet cierra marzo con su peor registro: 32% aprueba y 58% desaprueba la forma como está conduciendo su gobierno. Más compleja es la fotografía de la última semana de marzo donde la aprobación se ubica por primera vez en un 29%, bajo la barrera sicológica del 30%. Como consecuencia de lo anterior, un 58% asigna sentimientos negativos, como desconfianza y desilusión, cuando piensan en la Presidenta.

¿Una nueva Constitución para Chile?

Durante semanas las encuestas de Plaza Pública Cadem han dado cuenta de la crisis que vive el actual sistema político y económico de nuestro país. 9 de cada 10 chilenos se muestran insatisfechos con la forma en cómo funciona el actual sistema político y entre las instituciones con más alta desconfianza encontramos a los partidos políticos, el Congreso, el Gobierno, las grandes empresas y los Tribunales de Justicia.

A su vez, hoy sólo un 29% considera que Chile va por un buen camino desde lo político, económico y social, lo que significa 49pts menos desde marzo de 2014. Mientras, un 56% considera que vamos por un mal camino, lo que implica una diferencia de 42pts más respecto de marzo 2014. De esta manera, no es de extrañar que un 68% refleje sentimientos negativos sobre la situación actual del país, destacando por lejos los sentimientos de desconfianza (27%), desilusión (21%) y también rabia (20%).

Es en este contexto donde la idea de una nueva Constitución Política para nuestro país comienza a tomar fuerza. Así, la encuesta N°63 de Plaza Pública Cadem se aproxima por primera vez a este tema. En este sentido, y aunque sólo un 24% reconoce haber leído algo de la actual Constitución en los últimos 5 años destacando segmentos más altos de la población (C1-C2), un mayoritario y contundente 73% está de acuerdo con que Chile necesita una nueva Constitución. En específico, y sin duda más importante, un 65% considera que un posible cambio constitucional ayudará a mejorar la confianza en las instituciones, un 59% considera que mejorará su calidad de vida y la de su familia y que a su vez permitirá resolver la actual crisis del sistema político.

Finalmente, los chilenos se dividen sobre la profundidad del cambio constitucional. Así, un 48% cree que bastaría con modificar algunos aspectos mientras que un 41% cree que hay que cambiarla por completo. Es interesante remarcar que quienes se inclinan más por una reforma que por un cambio general pertenecen a sectores socioeconómicos altos (C1-C2), el corazón de la clase media (C3) y aquellos identificados más con la centro derecha y con el centro político.

Metodología

La muestra comprendió 711 entrevistas, con un error muestral de 3,7% al 95% de confianza. 509 entrevistas fueron aplicadas telefónicamente y 202 entrevistas cara a cara en punto fijo con Tablet.

El universo del estudio contempla a los chilenos, hombres y mujeres mayores de 18 años, habitantes de las 73 comunas urbanas con más de 50 mil personas que representan el 70.9% del total del país. La recolección de datos se realizó los días miércoles 04, jueves 05 y viernes 06 de Marzo del 2015. Para las entrevistas a través de teléfono fijo el muestreo fue probabilístico, a partir de BBDD con cobertura nacional, propias de CADEM, y dentro del hogar, la selección de los sujetos se hizo por cuotas de sexo, edad y GSE. Para las entrevistas cara a cara en punto fijo con Tablet se pre-definieron cuotas para comunas específicas en la Región Metropolitana, Valparaíso y Biobío además de sexo, edad y GSE (ABC1 y D/E) como complemento al muestreo del teléfono fijo. Los datos fueron ponderados a nivel de sujetos por GSE, Zona, Sexo y Edad, obteniendo una muestra de representación nacional para el universo en estudio.

Deja un comentario

Deja un comentario