Volver a lo natural

Hace algunos días tuve la oportunidad de recorrer el Territorio Maule Sur, invitado por la Dirección Regional de SERNATUR. En este viaje conocí algunos lugares de mi región de los cuales sólo había escuchado, por sus atractivos turísticos, su arquitectura, pero por sobre todo su gente. A unos kilómetros de San Javier se encuentra en Valle de Pichamán, o cóndor pequeño, en el cual además de probar unos muy buenos vinos artesanales, pude compartir con personas que se habían quedado en lo mejor de años pasados. Disfrutaban de una tranquilidad envidiable, muy amistosos, sencillos, pero por sobre todo, respetuosos. La gentileza de sus palabras me sonaban tan ajenas a ratos que parecía estar dentro de un cuento difícil de asimilar. A veces, justificados por el estrés o la presura de la vida misma, olvidamos darnos un tiempo para disfrutar lo que tenemos, eso por lo que día a día luchamos y defendemos. Nos ahoga la desconfianza, los delitos, el consumismo, todo eso que al parecer es el costo nuestra vida moderna y que indiscutiblemente, ha mermado nuestra calidad de ciudadanos. No es difícil hacer un alto y darnos el espacio suficiente para reconectarnos, partir de cero y enfrentar de mejor forma todo eso que se abalanza sobre nosotros. Como dice el comercial del agua mineral “volver a lo natural”.

PDI desbarata dos focos de microtráfico que operaban a metros de jardín infantil en Linares
Ex pareja de madrastra de Molina reconoció que sabía de la muerte de Ángel antes de su hallazgo
Municipalidad de Cauquenes entregó sede modular a vecinos de Plaza Vieja

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0