Vecinos de sectores rurales reciben capacitación en cosecha de aguas lluvias

Vecinos de sectores rurales reciben capacitación en cosecha de aguas lluvias

25 familias de Santa Rosa de Lavaderos en Maule, participan en un curso de capacitación en cosecha de aguas lluvias y manejo sustentable del recurso h

Grave crisis hídrica preocupa a los regantes del Río Maule
Consejo de la Sociedad Civil del IPS  prepara su participación en Encuentro Nacional
Regantes del Maule sur disfrutaron de tradicional Día de Campo

25 familias de Santa Rosa de Lavaderos en Maule, participan en un curso de capacitación en cosecha de aguas lluvias y manejo sustentable del recurso hídrico, impulsado por la Gobernación de Talca.

La iniciativa forma parte de una serie de talleres que la repartición pública financia en tres comunas de la provincia, a través de un Proyecto de Mitigación de Riesgos. “Se trata de sectores rurales donde estamos con un fuerte déficit hídrico, que se torna más crítico en primavera y verano. Vamos a preparar a la comunidad en el uso más eficiente de este recurso, con algunas técnicas que eviten perder agua por desconocimiento”, señaló el gobernador Óscar Vega.

La autoridad asistió a la inauguración del curso, que también se ejecuta en las localidades de Cayuname, Domulgo y Las Paredes, ubicadas en Empedrado, Curepto y San Rafael, respectivamente.

“Ésta es una política que ha impulsado el Gobierno de Presidenta Michelle Bachelet de ir abandonando progresivamente los camiones aljibes y encontrar soluciones más sustentables y por ciento más económicas, que estén al alcance de la comunidad y de los recursos públicos”, precisó Vega.

Debido a la escasez hídrica en la región, la Gobernación ha proporcionado agua potable en ocho comunas, con una inversión pública superior a los 695 millones de pesos, desde el 2015.

Si bien los usuarios de los camiones aljibes podrían postular al Programa de Agua Potable Rural de la Dirección de Obras Hidráulicas, los mecanismos para concretar un APR implican procesos de organización de la comunidad y de factibilidad, que eventualmente tardan años.

“Aquí hay una noria que abastece como 14 casas. Pero resulta que en verano ese pozo tiene agua sólo en la tarde. A veces le tengo que pedir a la vecina”, sostuvo Rosa Inostroza, quien vive en Santa Rosa de Lavaderos junto a sus hijos de 2 y 16 años. “El camión viene dos veces a la semana no más”, agregó.

Al igual que Rosa, los beneficiarios de la iniciativa aprenderán a construir sistemas de recolección, acumulación y distribución de aguas lluvias, tanto para consumo como regadío.

“En la segunda etapa del proyecto, que comenzará la próxima semana, le enseñaremos a los vecinos lo que se conoce como ‘Recolección de Techo’, que permite recoger y conservar el agua de la lluvia que escurre por el techo. El agua viaja por una canaleta, luego por un tubo y termina en un estanque donde se almacena”, explicó el consultor en Eficiencia Energética de la empresa de Ingeniería Sustentable “Asgreen”, Fernando Pinto. “Asgreen” se adjudicó los cursos que finalizarán en octubre.

Una familia por comuna recibirá un dispositivo recolector que servirá de modelo para el resto de la población. “Abordaremos los temas de materiales y costos en el taller. Un recolector cuesta unos 300 mil pesos”, indicó Pinto.

La iniciativa contempla una inversión de 25 millones de pesos y en total beneficiará a cien familias.

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0