“Estamos reaccionando a tiempo y en forma muy coordinada”

Ofician a Google por correos borrados en caso CTS-Juan Castro
Destacan avance de proyecto que establece fondo de acompañamiento para padres con hijos con cáncer o enfermedad grave
Alcalde y autoridades de Cauquenes molesto por nuevo retraso en proyecto de nuevo hospital

La máxima autoridad del Maule sostuvo una reunión con el presidente regional del Capitulo de Municipalidades, Iván Riveros, quien valoró la disposición del Intendente Galilea para abordar la situación

El Intendente Regional, Rodrigo Galilea, sostuvo una reunión con el Presidente del Capitulo Regional de Municipalidades y alcalde de Maule, Iván Riveros, abordando materias relacionadas con el actual escenario que enfrenta la región en el tema del recurso hídrico.
La principal conclusión que arrojó el encuentro fue estar preparados para hacer zaga a cualquier situación de emergencia.

El Intendente Galilea sostuvo que “existe un monitoreo constante de parte de la Dirección de Obras Hidráulicas, DOH, de todos los suministros de Agua Potable Rural, APR, cosa de detectar a tiempo el posible agotamiento de Napas subterráneas de pozos que pudiesen alterar el normal consumo de agua por parte de las personas de la región. Hasta ahora sólo hay problemas puntuales, pero la situación en general es que los pozos están con agua.

La máxima autoridad del Maule agregó que “de todas maneras y siempre pensando en el consumo de agua de las personas, hemos gestionado recursos adicionales para enfrentar cualquier emergencia por un monto de 254 millones de pesos. Eso permitirá dotar de camiones aljibes, bidones y una serie de productos(tabletas) para potabilizar aguas y así la gente no tendrá dificultades en su salud en caso de consumir el liquido desde algunas napas que pudieran estar un poco más agotadas. Los productos ya están siendo enviados y en caso de enfrentar un escenario de mayor complejidad tenemos la certeza que la ayuda se incrementará”.

Consultado respecto a la solicitud planteada por algunos alcaldes de declarar la región en “zona de sequía agrícola”, señaló que “es una decisión que corresponde a la Dirección General de Aguas y se basa en informes y solicitudes que hacen las asociaciones de regantes. En la actualidad la percepción que nos arroja el monitoreo da cuenta que dicha calificación aún no es necesaria, ya que los propios canalistas están haciendo un uso adecuado de las aguas, aunque la evaluación es permanente y si la situación lo amerita se hará la declaración sin problemas. Lo importante es que se está reaccionando a tiempo y por ahora la situación es mucho menos compleja que en el 2008”.
Por su parte el Presidente del Capítulo Regional de Municipalidades, Iván Riveros, acotó que “le planteamos al Intendente Galilea nuestra preocupación por el déficit de agua caída que supera el 45 por ciento y establecimos una reunión de coordinación para el 28 de diciembre en la comuna de Licantén, donde le vamos a aplicar una ficha técnica a todos los municipios para saber su realidad y la proyección a futuro. Lo importante es que trabajaremos de manera coordinada con el gobierno regional para implementar un plan común que nos permita asumir cualquier emergencia y siempre pensando en el beneficio de la gente”.

.

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0