De Música y Tecnología!

¿Cómo incentivar el reciclaje en los niños?
Día Nacional del Bombero [columna]
¿Cómo reconstruimos la naturaleza arrasada?

musicaAntes del 1900 la cosa era sólo música y casi nada de tecnología, si querías escuchar música, tenías que encontrarte con algún interprete y su música en alguna plaza, salón de baile o algún concierto. Esto se comienza a solucionar de alguna manera, con la implantación de tecnología de punta de la época, el gramófono, que permitía fijar sonidos y luego reproducirlos. Comienza la comercialización de la música, ligada a la tecnología que permitía esto.

Sergeant Pepper (The Beatles, 1967), fue uno de los primeros discos de música popular que fue realizado como registro y no fue interpretado en una plaza con un sonido en directo. En este momento el estudio de grabación se convierte en algo esencial para el músico y el auditor, pasa a ser otro instrumento mas para la creación de la música.

Este cambio radical de la masificación de la música, pasando de un estudio a nuestra vida diaria, cambiando los ruidos de fondo por música en nuestros walkman, durante la década de los 80′, permitiendo tener la banda sonora de nuestras vidas en un aparato portable, en donde los momentos mas importantes de nuestras vidas cotidianas quedaron marcados con ese tema que sonaba en aquel momento, ya sea en cassette, pasando al CD y actualmente el mp3. Así como la tecnología se transformaba y nos ayudaba a portar nuestra música, esta misma iba cambiando, fusionándose y evolucionando en sonidos reinventados, en donde el hip-hop luego seria sucedido por la música electrónica y las perillas del DJ.

¿Que sería de la música sin la irrupción de la tecnológica?

Es una pregunta difícil de imaginar, con la llegada del Sampler que permite copiar y pegar trozos de canciones, reinventandolas, estas ya no se basaban en un texto que sería leído e interpretado. Dentro de lo mismo, nacen los instrumentos virtuales, cada día hay más y más personas haciendo música desde su escritorio, cada día el acceso a la creación musical se democratiza y por tanto el volumen de obras aumenta de manera exponencial.

A esta altura de la vida, nadie se sorprende con la aparición de sonidos nuevos experimentales, algunos de gusto masivo, otros de gusto mas reservado. Las nuevas tecnologías han generado, a través de Internet fundamentalmente, nuevos espacios de consumo y difusión, a la vez que una forma distinta de relación entre artistas y el público. Un nuevo paradigma socializador que recién comienza a transformar profundamente nuestra relación con el arte y que quizás en unos años más, sea posible de analizar de manera mas detallada.

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0