Biblioteca de la Utalca albergará parte importante de colección personal de Guillermo Blanco

Óleos y pinturas es se exhiben en el Centro de Extensión de la UTalca
TRM celebra la navidad a ritmo de Swing y Gospel
Consejo de la Cultura entregará más de 100 millones de pesos al TRM por ser un aporte a la cultura

La información fue proporcionada por el rector, Álvaro Rojas, para quien la muerte del novelista y ensayista fue un duro golpe. “Guillermo Blanco fue uno de los personajes más importantes de la Región del Maule en el Siglo XX. La Universidad de Talca lamenta profundamente su partida, tanto como intelectual y como persona, ya que fue muy cercano a nuestra institución -fue miembro de la Junta Directiva por seis años-. Siempre siguió de cerca el desarrollo de la UTalca, inspirándonos con sus ideas y puntos de vista, los cuales sin lugar a dudas han contribuido a que nuestra Universidad sea cada día mejor”, manifestó Rojas.
Según el rector, Guillermo Blanco nos deja como herencia un legado macizo “que refleja su consecuencia y el amor a Chile en toda su dimensión. Fue una persona que desde su particular punto de vista y con una pluma notable fue capaz de ir registrando los cambios -a veces positivos, otros negativos- de la sociedad chilena. Su legado es una lección para la juventud, es imperecedero, supera la contingencia y lo proyecta más allá del siglo XX, del cual fue protagonista activo”.

La cercanía del escritor con la Universidad de Talca se manifestó en la donación que hizo recientemente de parte importante de su biblioteca personal, a la que “le vamos a dedicar un espacio especial en nuestra futura biblioteca, no sólo para resguardar este valioso material, sino también para preservar su herencia literaria como ensayista y como una persona noble, un gran formador de opinión”; argumentó el rector.

El vínculo de Blanco con la universidad se materializó también a través de la Editorial Universidad de Talca que imprimió el libro “Cosecha de invierno” de las crónicas que Blanco publicó en las revistas Hoy, Ercilla y diario La Nación. A esto se agrega la entrega de la medalla al mérito “Abate Molina” en 2004.

IMPORTANTE DONACIÓN

La directora de Extensión de la Utalca, Marcela Albornoz, se reunió con Guillermo Blanco antes de que sufriera el infarto cerebral y fuera internado en la clínica. “Cuando llegué a su casa, los más de mil libros de su biblioteca personal estaban embalados en cajas, tenía todo listo. Hicimos el inventario de los textos: Nuestra idea era hacer una ceremonia por la donación, pero lamentablemente esto ya no será posible a raíz de su muerte”, concluyó.

Guillermo Blanco nació en Talca en 1926, fue representante de la Generación del ’50 y sus obras más conocidas son “Adiós Ruibarbo” y “Gracia y el forastero”, libros que han traspasado diversas generaciones ya que son textos obligatorios en los establecimientos educacionales. Sus crónicas periodísticas forman parte de los anales de la historia democrática de Chile.

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0